Existen hombres que usan ropa de mujer, porque sienten que nacieron bajo el sexo equivocado. Hay hombres que visten prendas de lencería femenina como parte de un fetiche sexual. Y también están los hombres que lo hacen solo por disfrazarse. Jon Uriarte, fotógrafo español, pidió a sus amigos que usaran la vestimentas de sus novias o esposas, pero por ninguno de los motivos antes descrito. Su idea, en realidad, era retratarlos en el contexto de una sociedad en que los roles de género están en permanente cambio. Un ejemplo es el mundo profesional, donde no es raro ver a mujeres que son más exitosas que sus parejas. Eso, por cierto, ha llevado a que el mundo masculino, antaño monopolizador de esos espacios, haya perdido ciertos puntos de referencia diaria.

XY conversó con Jon Uriarte y este desarolló aún más su idea detrás del proyecto, bautizado como “The men under the influence…” (Los hombres bajo la influencia…).

-¿Cuál es/fue tu inspiración al retratar a hombres con la ropa de sus novias/esposas?

-La idea surgió de conversaciones con amigos donde hablamos sobre cómo las relaciones de pareja (heterosexuales) han cambiado en los últimos años y como ello ha influenciado a los hombre en particular. La ropa para mí es una herramienta que he utilizado en otros trabajos, ya que creo que es la única cosa que podemos elegir (nuestro físico viene dado por nuestro genes) para crear nuestra identidad. Por eso creo que es un recurso interesante según como se utilice.

 -Leí que tu trabajo habla sobre los cambios de roles hombre/mujer dentro de la sociedad y que los hombres han perdido sentido de referencia. ¿De qué forma se experimenta a diario esa pérdida?

-Todo depende de las referencias que tenga cada uno. En cada país del mundo ese cambio en los roles ha sido diferente. En España, que es el país en el que yo he vivido la mayor parte de mi vida y mejor conozco, por poner un ejemplo, el hecho de que cada vez más mujeres lleguen a puestos de trabajo en lo que anteriormente dominaban exclusivamente los hombres, hace que los hombres que acostumbraban a tratar únicamente con otros hombres se hayan tenido que adaptar y aprender a interactuar con mujeres en el entorno profesional.

-¿Cómo fue el proceso para convencer a tus modelos de ocupar esas prendas? ¿En qué se basaban para elegir la ropa del clóset de sus parejas?

-Todos ellos son conocidos o amigos míos que entienden que son proyectos personales y que estuvieron dispuestos a participar. La elección de la ropa la hacían las propias parejas, la única indicación que les di es que no se disfrazasen, que eligieran la ropa que ella viste de manera conjunta. Ya sea la ropa que se pone para estar en casa, o la que se pone para salir por la noche, o la que más utiliza, etcétera. Que fuese un conjunto de ropa que identificase a la mujer.

-Después de posar frente a la cámara, ¿cuál era la sensación general de los hombres que accedieron a participar de tu proyecto?

-Creo que a mayoría no se acaban de sentir cómodos con las fotos, pero al mismo tiempo entienden que no se trata de retratos verídicos ni de ellos, ni de sus relaciones. Yo simplemente les he utilizado como modelos para representar una idea que yo tenía.

-¿Cuál es la conclusión que extraes de este trabajo?

-Con mi trabajo busco plantear preguntas y reflexiones al público, que piensen e intenten comprender que es lo que muestra cada imagen y cómo y por qué las he hecho. No pretendo sacar ninguna conclusión.

*** Para acceder al trabajo completo de Jon Uriarte visita su sitio: http://www.jonuriarte.es/