No hay deuda que no se pague ni plazo que no se cumpla. Llegó el día del pi. De este π. Dicen.

En realidad, todos los años se celebra el día del pi. Cae los 14 de marzo, pero este 14 de marzo de 2015, este día del pi es más especial que todos los días del pi anteriores. De hecho, es el día del pi del siglo. Dicen.

Pi -o π-, como aprendieron en el colegio, es esa constante matemática que ayuda a calcular el área del círculo y cuyo valor numérico tiene decimales hasta el infinito: 3,141592653… Sexy y enigmático. Pero, ¿por qué este año es tan especial? Porque es 3/14/15. Si quieren ir más lejos, imagínense la locura del 3/14/15 a las 9: 26 de la mañana con 53 segundos. Un verdadero orgasmo matemático. Dicen.

Pero aquí pongamos la pelota contra el piso. ¿Es realmente el día del pi?

Primero. ¿Dónde está el 20 de 2015? ¿Dónde está la precisión matemática? No es nada simple andar dejando números botados por ahí. ¿Qué diría Pitágoras? ¿Qué dirían Leibniz o De Fermat? En ese sentido, el día del pi perfecto debería haber ocurrido el 14 de marzo de 1592 a las 6 con 53 minutos. Una lástima que no hubiera Twitter o Facebook.

Segundo. Ver la fecha del modo mes/día/año es absolutamente anglosajón y no tiene nada que ver con la forma en que se expresa en otros países, la cual es día/mes/año. Por lo mismo este 14/3/15 no se parece en nada a 3,1415… Es como andar hablando de viernes 13 o de Monday Blue (el día más triste del año en el hemisferio NORTE, porque es invierno).

De lo anterior, entonces, se desprende que el día del pi correspondería al 31/4/1592. Pasó la vieja. Pero si todavía quieren jugar a celebrarlo este año -tiemblen Pitágoras, Leibniz y De Fermat- háganlo el 31/4/15. O sea, el 31 de abril, día en que me comprometo a pagar todas mis deudas con un 100% de interés

El día del soberano pi.