Carissa Rosario posee ascendencia griega y latina (Puerto Rico), pero creció en las calles de Massachusetts, Estados Unidos. Su belleza es una verdad tan elocuente como la órbita de la Tierra al Sol. Dicho don, por cierto, le ha abierto puertas a diversas publicaciones como “Maxim”, a ser rostro de marcas como Budweiser y Monster Energy, programas de TV, e incluso la posibilidad de cumplir sus sueños.

Carissa Rosario, además de terminar una carrera universitaria ligada a la nutrición, pone voz y ayuda a niños que sufren cáncer cerebral. “Quizás no podemos salvar al mundo, pero podemos hacer algo para ayudar a hacer una diferencia”, dice en su sitio web.

Ella es Carissa Rosario