¿Quién no se enamoró de Ellen Page después de su monumental actuación en Juno? Quizás algunos la conocían de antes, de “Hard Candy”, de “X-Men: The Last Strand”, pero nadie puede negar que fue en ese momento -Juno- cuando el mundo cayó a sus pies. La “pequeña canadiense”, como se define en Twitter, movió de las sillas a críticos y espectadores.

Desde entonces, su parada alternativa, casi como una outsider de los cánones del Hollywood con lentejuelas, pero sobretodo su talento la situaban en un camino de grandeza a corta edad. Sin embargo, nada de eso se compara con el gran paso que acaba de dar: este fin de semana, durante una conferencia en Las Vegas -“Time to Thrive”-, enfrentó uno de sus miedos para poder vivir sin sus cadenas: “soy gay”, dijo Page.

“Estoy cansada de ocultarme y estoy cansada de mentir por omisión. Sufrí por años porque estaba asustada de salir. Mi espíritu sufrió, mi salud mental sufrió y mis relaciones sufrieron. Y estoy aquí hoy, con todos ustedes, en el otro lado de todo este dolor. Soy joven, sí, pero lo que he aprendido es que el amor, la belleza de este, la alegría de este y sí, incluso el dolor de este, es el más increíble regalo para dar y recibir como ser humano. Y merecemos la experiencia de amar completamente, igualmente, sin vergüenza y sin compromiso”, agregó.

Con esto Ellen Page pretende ser un aporte en la lucha por la igualdad de derechos sexuales.

Su valentía y coraje merece ser reconocido. Ellen, en XY seguimos enamorados de ti. Hoy más que nunca.

Mira su discurso completo:

Puedes seguir a Ellen Page en:

Twitter

Sobre El Autor