Kelly Brook es parte de la realeza del modelaje británico. Quizás está en lo más alto de la industria, junto a Kate Moss. Pero a diferencia de KM, Brook es más curvilínea y menos huesuda, cualidades que la acercan un poco más a la idea de una mujer real. Una mujer de cuerpo perfecto.

Sus atributos, por cierto, han sido canalizados hacia el mercado de la lencería y los trajes de baño, donde básicamente es la reina.

Kelly Brook goza la belleza a los 34 años y con varios objetivos cumplidos en su carrera: portada de diferentes revistas (FHM, GQ) e incluso una aparición en Playboy, además de ser un rostro requerido por marcas de diversos nichos. Desde los autos Renault hasta la marca deportiva Reebook.

Ho, Kelly diseña su propio vestuario de lencería para New Look. Aquí unos modelitos de la colección, más un par de bonus.

A Kelly Brook puedes seguirla en: