Cuando nos enfrentamos a la trascendental (?) disyuntiva: ¿son esos pechos reales o son pechos falsos? existe un importante número de casos que puede ser resuelto a ojo de buen cubero. Generalmente, aquellos corresponden a una cantidad desquiciada de cc. en los implantes de silicona.

Sin embargo, hay otros casos en que la diferencia no es clara y queda tatuada en las neuronas como una duda existencial. A menos que tengas dos teléfonos celulares a mano.

Imaginamos que tu cabeza está llena de signos de interrogación. Por lo mismo es hora de introducirles a la modelo rusa Sveta Bilyalova, quien nos enseña un método infalible a la hora de determinar si estás frente a pechos reales o falsos. Corre video:

En palabras simples, el experimento consiste en poner dos celulares en modo linterna, bajo el sujeto en estudio (es muy importante contar con su aprobación). Luego hay que apagar la luz de la habitación. Si los pechos son falsos te darás cuenta porque la silicona genera un resplandor rojo. Si no hay resplandor o brillo, los pechos son reales.

La ciencia, siempre en ayuda del progreso.

Para cerrar, los dejamos con imágenes de la misma Sveta Bilyalova:

Una foto publicada por Sveta Bilyalova (@svetabily) el

Una foto publicada por Sveta Bilyalova (@svetabily) el

Una foto publicada por Sveta Bilyalova (@svetabily) el

Mermaid

Una foto publicada por Sveta Bilyalova (@svetabily) el

Una foto publicada por Sveta Bilyalova (@svetabily) el

Women cooking: men's expectations vs reality Как девушки готовят: ожидание и реальность

Un vídeo publicado por Sveta Bilyalova (@svetabily) el