El verano de 2010 fue el punto de quiebre en la vida de Vanessa Tello. Durante aquella temporada, la estudiante de nutrición pasó de ser una linda muchacha perdida entre los cuadernos a convertirse en la mejor cola de Perú. Vanessa fue coronada como Miss Reef y, desde entonces, las ofertas de modelaje brotaron de manera generosa.

Su currículum -el literal- creció aún más como rostro de la compañía de lencería Bombón Rojo y realizando tutoriales en YouTube para la marca John Holden. En ellos, Vanessa enseña a hacer nudos de corbata, como el Windsor. Los hace perfectos, pero hay que verlos más de una vez para poder aprender.

Pero Vanessa no se quedó ahí. La muchacha lleva sangre emprendedora en su sangre y fundó su propia compañía de lencería: Ser, la cual puedes ver en este link.

Ahora, te dejamos con una galería de fotos de Vanessa Tello

fotos: facebook /Ser

A Vanessa Tello puedes seguirla en: