Comenzó como un día nublado y de esmog, pero con los días se ha convertido en un sistema frontal, en una tormenta que deja estragos en cada cancha de Estados Unidos que pisa. De costa a costa y de menos a más, la Selección Chilena instala sus términos y últimamente acaba de vencer a Colombia por 2-0, anunciando su llegada al MetLife Stadium de New Jersey, lugar en que se disputará la final contra Argentina, repitiendo la definición de la Copa América 2015.

Ante Colombia, La Roja resolvió rápido. Vientos fuertes y dos precisos rayos (Charles Aránguiz a los 7′ y José Pedro Fuenzalida a los 11′) fueron suficientes para controlar a los cafeteros, quienes intentaron reaccionar, pero siempre se encontraron con el corazón gigante de Gary Medel o las manos de Claudio Bravo, quien borró de un plumazo sus malas actuaciones durante la primera fase.

La actuación de Chile era muy similar a la del 7-0 sobre México, pero esta vez -quizás pensando en la final-, el equipo de Juan Antonio Pizzi bajó en un par de cambios su intensidad y cedió su poder a la madre naturaleza. Apenas concluyó el primer tiempo se desató una tormenta real sobre la ciudad de Chicago que extendió el descanso por más de dos horas. Tiempo suficiente para un par de memes.

Reanudado el encuentro, Chile administró los números, en una tarea que se volvió más simple luego de la expulsión de Carlos Sánchez por doble amarilla.

¿Los goles? Revive los tantos de Charles Aránguiz y José Pedro Fuenzalida que le dieron a Chile su paso a la final de la Copa América Centenario.