Nunca he hecho ejercicios con marihuana en el cuerpo. De solo pensarlo, da pereza. Sin embargo, en San Francisco, Estados Unidos, hay un hombre que cree que volarse antes de sudar puede convertirse en un negocio bastante lucrativo.

Hablamos de Jim McAlpine, dueño de Power Plant Fitness, el primer gimnasio de Estados Unidos enfocado en las propiedades de la cannabis.

Según McAlpine, en su centro de ejercicios habrá personal trainers que ayudarán a los clientes a encontrar el plan físico adecuado a sus necesidades. Obviamente, habrá marihuana para comprar. En natural o en productos comestibles, tanto para la previa como para el bajón post entrenamiento.

Más allá de los estereotipos, en el Power Plant Fitness quieren aprovechar estudios científicos que muestran que la marihuana puede aumentar el umbral del dolor y combatir la inflamación. Usada de manera adecuada, dice McAlpine, la hierba puede hacer milagros.

“Si se usa bien, la cannabis puede tomar cosas que amas y hacer que las ames aún más. Con los ejercicios puede ayudar a que entres en la zona, en el modo ojo-del-tigre”, señaló a la revista Outside.

gif stoned

Why not?

El tipo está tan convencido de que su negocio será la próxima gran tendencia fitness que ya empieza a pensar en sucursales para las ciudades de San Jose, Seattle, Portland, Los Angeles y Denver. Todos lugares en que el uso de la marihuana recreacional es legal.