Hace mucho tiempo fue el ula-ula, en algún momento fue una masa gelatinosa verde y hace poco fue el bastón de selfie. Hoy la tonterita el gadget de moda es el Fidget Spinner, uno de los tantos dispositivos diseñados para aquellos que no pueden con su ansiedad.

Una pareja finlandesa con mucho tiempo -y recursos- quiso hacer su propia versión del juguete de moda. Así, Lauri y Anni Vuohensilta del canal Beyond the Press, decidieron construir algo que dejara la vara bien alta: el fidget spinner impreso en 3D más grande del mundo. Es tan colosal y tan pesado (15 kg), que para hacerlo girar se necesitan ambas manos y utilizar el poder de un soplador de hojas.

Lo hemos dicho… El ocio es el fundamento de las cosas más tontas, pero también las más divertidas. Si no nos crees, revisa el video