Cualquier persona que esté interesado en el mundo de la fotografía sabrá que una cámara Hasselblad es un objeto de deseo. La compañía sueca tiene más de 75 años de vida y su huella en la historia está presente en la portada de Abbey Road de Los Beatles o en el alunizaje de Neil Armstrong y compañía en 1969.

Hasselblad Moon

NASA

Las cámaras Hasselblad son objetos de culto y es la categoría a la que también aspira su nuevo modelo, la Hasselblad H6D, una cámara de medio formato que tiene algunas especificaciones verdaderamente irresistibles.

Hasselblad H6D_01

Para los más impresionables, la Hasselblad H6D viene con una variante de 50MP y otra de 100MP. Pero lo más relevante es cómo la compañía intenta darle a estas cámaras profesionales un toque más amistoso, con la clara idea de aumentar su mercado. Algunos de sus guiños son una pantalla touch y Wi-Fi incorporado, así como elementos más prácticos como un USB 3.0 que acelera el tiempo de descarga de imágenes y un sistema dual de tarjetas de memoria (una SD y otra CFast). A eso basta agregar que su formato de grabación es 4K.

Lo que no es tan amistoso, sin embargo, es su precio. La Hasselblad H6D de 50 MP costará 22.900 euros, mientras que la versión 100 MP estará en el orden de los 28.900 euros.

Yep, la Hasselblad no es barata, pero al ver las fotos que toma es imposible no sentirse tentado:

H6D_Aorta

Aorta

Hasselblad H6D_ Tom Oldham

Tom Oldham

** Ambas imágenes han sido reducidas en su formato. Puedes abrirlas en una nueva ventana o si quieres ver las originales, visita este link.