Cuando alguien es fanático de Los Beatles, se nota. Probablemente, tiene todos los discos en la casa, seguro luce algún poster de los Fab Four en el living, lleva una camiseta con el logo de la banda o se corta el pelo a lo Astrid Kirchherr (el que sabe, sabe).

Si el tipo también es músico, no sería raro que tuviera un bajo tipo violín como Paul McCartney o alguna “Rick” como John y George. Lo normal.

Ahora, si todo eso no es suficiente, te presentamos una nueva forma de mostrar tu beatlemania. He aquí el el Yellow Submarine Bass, un bajo creado por la empresa The Painted Player, y que no dejará dudas de tu fanatismo por el cuarteto de Liverpool.

El bajo está basado en un Precision Bass de Fender (lleva una cápsula separada) y tiene la psicodélica pintura que conocimos en la película animada del Submarino Amarillo. Las perillas de tono y volumen, además del conector para el cable, tuvieron que ser estratégicamente dispuestos abajo del cuerpo de madera de aliso (alder, en inglés).

Ahora, vamos a lo duro… los precios. Si quieres que el submarino sea hecho a partir de un Squier Precision Bass, el costo es de £ 1.299 (equivalente a USD 1.652). Ahora si lo prefieres a partir de un Fender hecho en México, el costo sube a £ 1.699 (USD 2.161).

El bajo está a la venta en el sitio web de la empresa inglesa.