“Knock, knock”. Así se llama la nueva película de Eli Roth, protagonizada por Keanu Reeves, Ana de Armas y la actriz chilena Lorenza Izzo.

La cinta es un thriller con una moraleja muy clara: nunca, pero nunca le abras la puerta de tu casa a dos ridículamente sensuales chicas que buscan ayuda en un día de lluvia. Menos si eres un hombre casado.

EN. SERIO. Las tentaciones nunca son buenas.

Al principio todo puede ser lo que siempre soñaste: un fogoso trío con dos desconocidas y que te hará sentir el ser más afortunado de la Vía Láctea. Sin embargo, en un pestañeo todo se puede ir al demonio. O siguiendo las metáforas galácticas, a un gigantesco hoyo negro.

No sabemos porqué, pero De Armas e Izzo, de un momento a otro se transforman en un par de sicóticas que comienzan a torturar a Reeves.

La pregunta es cómo el viejo Keanu sale de esta.