La espera ha sido larga, pero la séptima y última temporada de Game of Thrones tiene fecha de estreno: el domingo 16 de julio.

HBO decidió retrasar las transmisiones no para torturar tu alma, sino que necesitaba producir el show durante el invierno boreal (diciembre-marzo). Esto, obviamente, es una señal inequívoca de que la promesa musitada en el primer episodio de la serie finalmente está aquí. El invierno ha llegado.

Para revolucionar las neuronas, los productores del show dejaron un pequeño teaser llamado Sigils.

La verdad es que la mayoría de los diálogos escuchados corresponden a temporadas anteriores, con excepción de la última frase. “Hay solo una guerra que importa. La Gran Guerra. Y está aquí”. Suficiente para que la musiquita de Game of Thrones comience a sonar en tu cabeza, en señal de emoción.