Un día eres Orlando Bloom, vas de vacaciones a Italia con Katy Perry y decides hacer paddleboard junto a ella, desnudo, con todas tus partes al aire. Campeón, dirá más de alguno. Al día siguiente, sin embargo, todo aparece en la portada de un diario y las redes sociales estallan buscando las imágenes sin censura del paseíto.

#TrueStory.

Las fotos no las publicaremos porque no queremos una demanda fueron tomadas a la mala, sin el permiso de Orlando Bloom, en lo que constituye una clara invasión a la privacidad y blablablá. Por donde se le mire.

Pero hablando de mirar, al menos te dejamos con una secuencia de reacciones de la gente a la hora de ver las fotos de Orlando Bloom desnudo junto a Katy Perry. Para que te hagas una idea.