En tiempos de computadores e internet, escribir a mano se ha vuelto una especie de extravagancia. Y es triste, desde un punto de vista meramente estilístico hasta a un nivel mucho más intelectual. Una hoja en blanco en Word obliga a pensar en partes; un papel en blanco y una pluma, en cambio, nos empuja a pensar de modo más estructural.

Pero bueno, no vamos a hablar de pensamiento, sino que de rescatar el estilo y el glamour inherente a la escritura manual, sobre todo, si la pluma o bolígrafo que utilizas transpira elegancia. Es aquí donde entra en escena Tamitio, la nueva colección de Graf von Faber Castell, la mítica casa de lápices.

La línea Tamitio incluye una pluma estilográfica, un bolígrafo, un roller y un portaminas. Cada uno de ellos entrega una mirada innovadora, suavidad y sutileza en cada curva, y placer en el ejercicio. Es una colección premium, hecha en Alemania, completamente a mano.

Tamitio

Los diferentes lápices que componen la colección están disponibles en tres colores: azul profundo, negro y rosa. Puedes encontrarlos en joyerías Mosso y Felipe Urzúa (Chile) a un precio que varía entre los 131 mil y los 180 mil pesos.