Que uno no pueda disfrutar de nada sin que la ciencia lo arruine. Justo cuando uno se va acostumbrando a la delicia fermentada de una cerveza IPA, surge la idea de que los lúpulos usados en las indian pale ales podrían causar el temido flagelo de las man boobs. O sea, tetas en los hombres.

Sí, la cerveza es la culpable de tu panza y ahora de tus tetas.

Los responsable de todo esto serían los fitoestrógenos presentes en el lúpulo usado en la fermentación del elixir dorado. En libros medicinales como el de Harrod Buhner, llamado Sacred and Herbal Healing Beers, se explica que el componente es bueno para combatir insomnia, la menopausia en mujeres e incluso ayuda como antiinflamatorio.

En los hombres, no obstante: tetas. Tetas, tetas, tetas.

Pero ojo, que siempre puede ser peor. El abuso en el consumo de estos fitoestrógenos pueden dañar aún más tu masculinidad. ¿Has escuchado del término Brewer’s Droop? Bueno, básicamente es la disfunción eréctil que viene del hecho de tomar demasiado. Sobre todo cuando es una IPA.

“Una larga exposición a las propiedades estrogénicas de los lúpulos, eventualmente, causa dificultades de sostener una erección”, afirma el Buhner en su libro.

Tranquilo, que aquí no pondremos ningún GIF explicatorio.

¿Debes, entonces, dejar de tomar IPAs? Nah, todo con moderación. Y no olvides hacer un poco de ejercicio de vez en cuando para mantener tus niveles de testosterona a tope.

¿Seguirás tomando IPA o prefieres otros tipos de cerveza? Cuéntanos en los comentarios.