Siempre es bueno recordarlo: hacer un buen asado (dios perdone a todos quienes le dicen barbacoa) es un arte que solo debe estar a cargo de un experto, de alguien que conoce técnicas, detalles y posee la destreza para dominar cada herramienta diseñada para lograr la perfección requerida en un trozo de carne.

¿Cuáles son aquellas herramientas? Hemos preparado una lista de elementos esenciales para el maestro asador.

I. PARRILLA A CARBÓN

Perogrullo. No condenamos a nadie que use una parrilla a gas ni crucificamos a nadie que sea dueño de esos esperpentos eléctricos (querer un asado a toda costa nunca es un pecado), pero hay que ser sinceros, los mejores asados son aquellos donde la carne tiene un gustillo a carbón, ojalá de espino. Además, está todo ese atávico ritual de prender el fuego.

parrilla

vía Weber

II. CEPILLO PARA LA PARRILLA

El uso hace que las parrillas se ensucien. Y si bien una mitad de limón o de cebolla ayudan en su limpieza, lo mejor es hacerlo con una herramienta que desde el comienzo demuestra que eres alguien serio y profesional.

grill-brush

III. ENCENDEDOR / CHISPERO

Reconozcámoslo, los fósforos son un dolor de cabeza. Lo mismo pasa con tu encendedor de bolsillo. Hay gente que se ha esmerado en crear soluciones y el chispero, esos encendedores largos, es perfecto para una parrilla. Regulas la cantidad de fuego que necesitas y no te quemas los dedos como un idiota. Para los vivos.

encendedor

vía TopPortalView

IV. MANDIL

Todo parrillero sabe que los elementos de un asado, potencialmente, pueden terminar arruinando la ropa. Lo mejor es protegerla con un simple delantal, donde además se pueden disponer otras herramientas.

mandil

blancossanpedro.com

V. ATIZADOR

Antes de poner la carne llevar el carbón hasta convertirlo en brasas, creando un ecosistema en que la temperatura sea constante y regular sobre la parrilla. La forma de hacerlo es distribuyendo el carbón con un atizador. Otra vez, no es necesario quemarse los dedos.

atizador

VI. TENAZAS

Esta es la herramienta fundamental para manejar la carne en la parrilla. Tienen que ser largas para no quemarte y evita las que tienen puntas dentadas, pues aquellas provocan hoyos en la carne, los cuales la hacen perder todos sus deliciosos jugos.

tongs

via Wikipedia

VII. TERMÓMETRO

La experiencia puede que haga de este utensilio un elemento opcional, pero si eres un perfeccionista querrás un termómetro para saber el momento exacto en que la carne está en el punto deseado.

termometro

vía Thermoworks.com

VIII. ALUMINIO

Algunos definen al aluminio como la cinta adhesiva de los asados. Sirve para todo. En forma de bandeja ayuda eliminar la grasa no deseada (por ejemplo, la del pollo), también sirve para asar las verduras de tus amigos vegetarianos sin que caigan a la parrilla o estén en contacto con la carne, y finalmente es una buena herramienta para preservar la carne que sobra.

aluminio

vía ebay.com

IX. PINCHO Y CUCHILLO

Sí, puedes usar un pincho durante un asado, pero solamente al final y como apoyo del cuchillo al momento de cortar la carne y dejar que cumpla con su ciclo final antes de servir y disfrutar. El cuchillo, por cierto, tiene que estar en buenas condiciones para no maltratar la obra de arte creada.

pincho

vía mtairbbqgrills.com

X. TABLA DE MADERA

El proceso de corte, por cierto, tiene que realizarse en una buena y gran tabla de madera, con huecos en los costados que eviten la fuga de los jugos de la carne.

tabla

vía Amazon.com

¿Hagamos un asado?