Decir que eres el más macho de todos es súper fácil. El mundo tiene superávit de tipos con la boca llena. El problema es demostrar aquella virilidad con hechos.

Desde que eres un niño estás sujeto a una serie de pruebas para exhibir ante tus pares que eres el más fuerte, o que al menos no eres el más débil de la manada. ¿Quién tira la pelota más alto?, ¿quién escupe más lejos? y el examen rey: ¿quién gana en un gallito o pulseada?

¿Cuántas disputas se resolvieron bajo ese método? Millones. Incluso muchos siguieron utilizando la vía de las pulseadas o gallitos, en su vida adulta, para resolver temas tan importantes como el sabor de la pizza del delivery.

Muchos se llevan por las apariencias y creen que esta competencia favorece a especímenes corpulentos, dueños de masa y/o volumen corporal. Sin embargo, tenemos breaking news: los gallitos o pulseadas se tratan más de técnica que de fuerza y aquí en XY te explicamos cómo superar a rivales que parecen más fuertes que tú, en apenas cuatro pasos*:

1. POSICIÓN

Aquí hay ciencia y mecánica. Sigue estas indicaciones:

  • Alinea tu hombro, codo y muñeca en diagonal al hombro de tu rival. Obviamente en un ángulo natural y no rebuscado
  • Sentado o parado, pon un pie frente al otro. Si eres derecho, el derecho. Si eres izquierdo, el izquierdo. Te ayudará a hacer palanca
  • Carga el lado de tu abdomen con el que haces fuerza hacia la superficie de contacto donde se realiza la pulseada (una mesa)

2. AGARRE

En este punto hay dos elementos fundamentales:

  • La mano. Acomódala lo mejor que puedas. Una buena técnica es con el pulgar bajo los otros dedos
  • La muñeca. Crea una especie de gancho con dirección a tu propio cuerpo y que permita llevar a tu rival hasta la derrota

3. VE POR EL TRIUNFO

Apenas empiece la pulseada o gallito aplica los siguientes conocimientos extra:

  • Nunca empujes, porque esos no son los movimientos naturales de tus músculos. En vez de eso atrae tu rival hacia ti, haciéndolo perder el centro de gravedad
  • Recuerda tener tu otro codo cerca al brazo con el que haces fuerza. Te dará estabilidad
  • Finalmente gira paulatinamente tu hombro y cuerpo (abdomen principalmente), utilizando tu pie como ancla, hacia la dirección que tu mano empuja

4. CELEBRA COMO CAMPEÓN

In your face!

*Todo debe ser sutil, el límite con la trampa es muy delgado

 

Sobre El Autor