Con la llegada de Internet, durante una época nos acostumbramos a las cosas “gratis” o, mejor dicho: libres de pago. Luego, empezamos a descubrir el hermoso concepto del “free trial”, la prueba gratis que nos permitía testear por 30 días un producto y luego pagarlo si es que nos gustaba (no mires para arriba, sabemos que eras capaz de cambiarle la hora al computador para extender ese mes). Y ahora último, el modelo de “paga un poco por algo que consideras valioso porque yo voy a ganar por volumen y no por unidad”.

Todos estos modelos son archiconocidos, más viejos que el hilo negro en la sociedad capitalista, pero de los cuales hemos sabido sacar provecho. Mucho provecho.

Así que probablemente encontrarás muy interesante esto que te vamos a preguntar: ¿te gustaría recibir en tu casa una cajita con muestras de productos de cuidado masculino para probarlos antes de comprarlos?

Si la respuesta es un tremendo ¡si!, agarra tu tarjeta de crédito y suscríbete a Birchbox.

sample-knolling

Este servicio enviará mensualmente a tu domicilio una caja con muestras de perfumes, espumas de afeitar, desodorantes, jabones, colonias, shampoo para barbas, audífonos y un largo etcétera por solo US$ 20 mensuales.

Para suscribirte deberás llenar un cuestionario que permitirá a Birchbox determinar cuál es tu perfil como hombre. De acuerdo a este, mes a mes meterán en una caja los samples de aquellos productos que consideren que te servirán para darte esa “manito de gato” que todos los hombres nos merecemos. Y si estás pensando en un buen regalo para aquella amiguita o “significant other”, buenas noticias: el servicio también está disponible para mujeres.