¿Necesitas dosis de cafeína a la vena para poder funcionar como un ser humano? ¿En la mañana para despertar, en la tarde para no dormir? Si la respuesta es sí, esto te va a interesar.

La start-up hongkonesa Wacaco acaba de desarrollar Minipresso, una máquina de café personal y totalmente portátil, dispuesta a darte un shot de energía vayas donde vayas.

Gran parte de su magia es el tamaño: 17,5 centímetros de alto. Además, ni siquiera necesita electricidad para funcionar. Minipresso opera de manera muy simple: café, agua caliente y un pequeño bombeo con tus propias manos para extraer tu tipo de café favorito:

  • 13 bombeos para un ristretto
  • 18 bombeos para un espresso
  • 28 bombeos para un doble

Minipresso incluso trae una taza para tomar el brebaje.

¿Te gusta? Minipresso está en proceso de producción, pero ya puedes preordenarlo por apenas 39 dólares, unos 23 mil pesos chilenos. Wacaco promete envíos a todo el mundo desde inicios de 2015.