Tener sexo tiene múltiples beneficios para la salud: libera el estrés, quema calorías, blablablá. El libro es largo y ahora podemos sumar otro: reduce las posibilidades de desarrollar cáncer de próstata.

Ah, pero no es tan simple. Hay una condición: debes tener sexo con más de 20 mujeres. No al mismo tiempo, zopenco, sino que a lo largo y ancho de tu vida sexual.

Lo dice la ciencia. Específicamente, es lo que pregona la Universidad de Montreal, en Canadá.

Un grupo de académicos siguió a 3.200 hombres entre 2004 y 2009, y observó diversos patrones. En promedio, quienes tienen familiares con aquel historial médico son dos veces más propensos a sufrir el mal. Un resultado más o menos esperable. Sin embargo, lo que no estaba en los cálculos es que aquellos que han tenido más de 20 compañeras sexuales durante su vida ven reducido su riesgo hasta en un 28%.

“Es posible que tener muchas compañeras sexuales lleva a frecuencias más altas de eyaculación, cuyos efectos protectores contra el cáncer de próstata ha sido observado en estudios de cohorte previos”, afirmó la investigadora Marie-Elise Parent.

El mismo estudio intentó ver los parámetros en relaciones del mismo sexo y ahí el sol no es tan brillante. Quienes han tenido sexo con más de 20 hombres tienes dos veces más chances de desarrollar cáncer de próstata que quienes nunca se acostaron con un hombre.

¿Por qué? La hipótesis de Parent, “altamente especulativa” según sus propias palabras, podría ser “una mayor exposición a ETS, o que quizás el sexo anal produce algún tipo de trauma físico a la próstata”.

Todo esto, por cierto, hasta que alguien demuestre lo contrario.