Sabemos que eres un macho alfa, de esos que no se sacan selfies con el celular. Pero en caso de que tengas un amigo que sí lo hace o conoces a alguien que tienes hijos que atraviesan por ese extraño estado fenomenológico llamado adolescencia, aquí una noticia para agarrarse el pelo:

Las selfies están causando un aumento en casos de piojos.

La teoría es de Marcy McQuillan, especialista en el tema y miembro de Nitless Noggins, una clínica orientada a remover estos huéspedes capilares de manera discreta y natural. Aquí su experiencia, narrada a SFist.com

“He visto un aumento de piojos en adolescentes este año. Típicamente trato a niños pequeños, porque están a mayor riesgo de contacto cabeza con cabeza. Pero ahora, los adolescentes están juntando sus cabezas cada día para tomar fotos con sus celulares”

McQuillan añadió:

“A cada adolescente de los que he tratado le pregunté sobre las selfies, y ellos admitieron que se toman al menos una al día. Creo que los padres deben estar alertas y los jóvenes necesitan cuidarse. Las selfies son entretenidas, pero las consecuencias son reales”

Cuatro pensamientos al cierre

  • Que no cunda el pánico, sáquense la selfies sin cabezas
  • Los piojos no saben de clases sociales, así que no anden apuntando a nadie con desprecio
  • Fracasaste como niño sino tuviste piojos
  • Los piojos tienen cura, la estupidez no.