El estrés es un enemigo que nos mata lenta y silenciosamente. Trabajar hasta tarde, aguantar a jefes que son ineptos ven el mundo de manera diferente, cumplir con metas, recibir míseros salarios y además tener que lidiar con nuestros propios problemas van sumando peso a nuestra cabeza, lo que redunda en problemas físicos y mentales.

¿Cómo lidiar con todo eso? Una buena solución es hacer yoga. Sí, muchachos. Sacúdanse sus estúpidos prejuicios, que la milenaria disciplina tiene las puertas abiertas para poner a dieta sus preocupaciones y enfrentar la vida de manera más relajada.

Inderjit Kaur, es una maestra de Kundalini Yoga en Yoga Yi y ofrece clases de Yoga Job, una tendencia nueva que se acomoda a la vida de oficinistas y ejecutivos con clases de 45 minutos. O sea, se acabaron las excusas.

-Inderjit, ¿cómo nace la idea de hacer yoga para oficinistas?

Estamos ubicados en Providencia, a pasos del metro Pedro de Valdivia y en el área hay muchas oficinas, empresas, bancos, compañías de seguro y comercio, y pensamos en cómo llegar a mayor cantidad de gente para que esta pudiera beneficiarse del yoga. Por eso decidimos incluir clases más cortas de los habitual, porque no tienes una hora o una hora y media, creamos sesiones de 45 minutos. Hay clases a las 7.30 de la mañana para antes de ir a trabajar y también al mediodía (1.30 y 2.30) para aquellos que puedan tomar ese tiempo en la colación

-¿De qué manera la práctica del yoga ayuda a la salud del trabajador?

Actualmente, el estrés es uno de los factores q mas condicionan la vida laboral, tanto como la del trabajador mismo como la de quienes dirigen las empresas. El trabajador sufre el estrés, que se manifiesta en muchas enfermedades: cardiovasculares, digestivas, y del sistema nervioso. Todas asociadas al modo de trabajo, la carga, la necesidad de respuesta rápida , el medio competitivo, jornadas laborales largas y los tiempos o condiciones de traslado que son malas. Eso redunda en licencias médicas creando ausentismo laboral.

Bueno, el yoga lo que hace es que trabaja directamente en el sistema nervioso, hace que se regule con prácticas que no son necesariamente intensas y que incluyen ejercicios de respiración y de relajación. La practica sistemática hace que el sistema nervioso se regule y que la carga de estrés no produzca efectos negativos en el cuerpo ni en lo emocional. También hay trabajo físico, pero lo más importante es como afecta el funcionamiento de tus órganos interiores.

-La última: ¿Por qué los hombres no hacen yoga o al menos lo miran con malos ojos? ¿Cómo convencerlos de sus beneficios?

Bueno, esa concepción, de que el yoga es para las mujeres ha ido disminuyendo. Quizás se asocia a ellas porque hay dos visiones: una que tiene posturas complicadas, que requieren flexibilidad, lo que lo hace visualmente femenino; y la otra que se asocia a la foto de alguien sentado no haciendo nada, lo que no les llama la atención y genera un prejuicio. Pero para practicar yoga sí necesitas mucha fuerza, ya que hay un trabajo físico intenso. La invitación es para que asistan y vean que no es tan fácil.

Los datos:

Yoga Job

¿Dónde? Yoga Yi, Avenida Providencia 1705, Piso 2, Local C.

Más información: www.yogayi.cl