Un invento como Earth Cool (eCool) sólo podía ser obra de un Club de Toby. En este caso hablamos de cuatro amigotes de las heladas tierras de Dinamarca que, movidos por su conciencia ecológica, desarrollaron un dispositivo para refrigerar la cerveza en lata sin necesidad de usar energía eléctrica, la cual es contaminante en sus procesos de generación.

eCool_2

El diseño de eCool simula el gollete y tapa de una botella de cerveza: ¿Qué tal se vería en la terraza?

El eCool está diseñado de manera tan meticulosa que para el sistema dispensador, en vez de usar mecanismos que requieren baterías o pilas (desechos tóxicos), emplearon una solución simple y efectiva: una manivela que al girarla trae las latas de regreso a la superficie. ¿Superficie? Sí, el eCool requiere ser instalado bajo tierra, donde la temperatura no es alta, y en algún rincón de tu jardín, en una oportunidad dorada para mostrar tus habilidades con la pala.

Los daneses tampoco dejaron fuera el concepto cantidad, fundamental en una reunión de amigos, porque seamos sinceros una cerveza no es ninguna. Por lo mismo, el eCool -cuyas dimensiones son 13 cm. de altura y 22 a 40 cm.- tiene una capacidad de almacenamiento de 24 latas de 330 ml.

eCool_Portada

En esta foto detalle se ve como las latas de cerveza se almacenan y la rotación para volver a emerger.

Los creadores de tan genial invento, en razón de su simplicidad y eficiencia energética, señalan que la tapa del dispositivo es hermética con lo cual la temperatura se conserva de manera homogénea para todas las latas contenidas en su interior, mientras que la producción y ensamblado es completamente a mano, con lo cual el proceso de fabricación tampoco implica un impacto medioambiental.

Si hasta el precio no tiene un impacto considerable, por tan sólo US$ 369 equivalentes a CL$ 204.795 se cuenta con una hielera sin gastar dinero extra con el pago de la cuenta de electricidad y está libre de mantención. Para quienes quieran indagar más les sugerimos visitar el sitio web de Earth Cool.

Ahora,  vean cómo funciona eCool