El Salón del Automóvil de Frankfurt está en pleno apogeo (se desarrolla hasta el 24 de septiembre), pero a decir verdad no han surgido grandes sorpresas, sino que más bien ratificaciones de una tendencia clara: la electrificación de los coches.

Ya te hemos presentado algunos, como el Mercedes-AMG Project One, el Smart Vision EQ Fortwo, el Volkswagen Kombi id Buzz y el BMW i3S, entre otros. Pero la rueda no se detiene y existen otros modelos que también nos han llamado la atención y que hemos decididos reunir en un post bajo el título: 5 coches eléctricos que amamos en el Salón del Automóvil de Frankfurt (IAA)

Aquí les van.

PARA EL FAMILIÓN: RENAULT SYMBIOZ

El Renault Symbioz es un concepto de vehículo eléctrico que apela a la relación simbiótica entre la vivienda y el automóvil. De hecho, en el IAA presentaron el vehículo junto a una casa piloto de 120 m², en la que el coche era usado como sala de estar. Una volada muy conceptual, claro está. No veo a muchas personas condicionando la arquitectura de su casa para ajustarse al diseño de un auto.

Más allá de eso, el Symbioz tiene características interesantes pensadas en el confort. El espacio interior es amplio, el diseño limpio y sus asientos se giran para ponerlos de frente. La propulsión está a cargo de dos motores que impulsan a cada una de las ruedas traseras y una batería que ofrece 500 km. de autonomía. Tiene un sistema de carga inductiva que en solo 20 minutos puede alcanzar el 80% de carga.

En términos de potencia, el Symbioz ofrece 680 Cv y un par motor de 660 Nm.

FUTURISMO AHORA: AUDI AICON

Ya sabemos que por estos días los sistemas de conducción autónoma pasan por un período de cuestionamiento. Basta preguntarle a Tesla. Pero más allá de eso, en Audi saben que el futuro apunta en esa dirección y en consecuencia se jugaron por presentar el Audi Aicon, un auto con sistema de conducción nivel 5. O sea, no tiene pedales ni volante, quedando todo en manos de la máquina.

El Aicon incluye un asistente personal al estilo Jarvis, para relacionase con el auto. El diseño interior considera asientos giratorios para mirar al centro del vehículo, lo que no es un problema cuando el carro se maneja solo. Las pantallas no solo son táctiles, sino que también pueden ser gestionadas con la mirada. ¿Qué tal?

Este prototipo eléctrico ofrece 800 km. de autonomía y cuenta con dos motores por eje, un sistema de carga inductiva y 350 CV.

EL COMBO DE MINI

Mini marcó dos goles en Frankfrut, con la presentación de un modelo eléctrico y del Mini John Cooper Works GP, que si bien tiene un motor tradicional no lo íbamos a dejar pasar en esta revisión.

En cuanto al Mini eléctrico, tenemos fecha de entrada en producción: 2019, lo que no es tan lejos. Ahora, no se dijo ni pío sobre sus características. Los rumores, sin embargo, apuntan al mismo motor del BMW i3S,el cual tiene 184 CV, 270 Nm y una autonomía de 200 km.

Por su parte, el Mini John Cooper Works GP es un auto de carreras de grandes atributos y que rinde homenaje a los éxitos conseguidos por la marca hace 50 años, en el rally de Montecarlo. Su interior es deportivo e incluye jaula antivuelco, cinturones de seguridad profesionales y todos los aditamentos de competición.

El diseño es totalmente aerodinámico, con faldones, alerones y deflectores. Los pasos de rueda son generosos y las llantas deportivas de 19” dan cuenta de su salvaje espíritu. Los cambios son con levas al volante y equipa un sistema HUD (Head Up Display) para desplegar la información en el parabrisas.

ASPARK OWL, DESDE EL SOL NACIENTE

El Aspark Owl es un prototipo japonés que promete sacudir la categoría de los súper deportivos, si consolida lo que promete: ni más ni menos que pasar de 0 a 100 km/h en miserables dos segundos. En teoría su carrocería está hecha solamente con fibra de carbono, reduciendo su peso a apenas 860 kilos.

Su diseño es una fantasía, con líneas elegantes y simples, además de funcionales: su centro de gravedad es muy bajo gracias a sus sólo 99 cm. de altura.

La propulsión del Aspark Owl estará a cargo de cuatro motores -uno por cada rueda-, que le permitirán disponer de forma casi inmediata de la energía albergada en sus baterías eléctricas y que en conjunto alcanzan 435 CV y 800 Nm de par motor. Para transmitir esa potencia al suelo, el Owl llevará neumáticos de 275 mm. adelante y 335 mm. atrás..

Lamentablemente, para a esas aceleraciones se sacrificará la velocidad final, la que no excedería de los 150 km/h.

LA APUESTA DE MERCEDES-BENZ

Los bávaros ponen fichas a su EQA Concept, un compacto que constituye la punta de lanza de la compañía en su anunciada meta de tener 10 modelos totalmente eléctricos en el mercado para el año 2022.

Su diseño es más bien sobrio si se compara con los desarrollados por otras marcas para sus vehículos eléctricos, pero es fácil reconocer las líneas tradicionales de Mercedes-Benz, siendo lo más disruptivo el uso de leds azules para caracterizar al modelo.

Tiene un motor por cada eje, los que trabajan en conjunto generando tracción integral. La potencia total del EQA Concept es de 272 CV y entrega un par motor de 500 Nm, mientras que la autonomía es de 400 km. La aceleración no es para nada despreciable, pues alcanza los 100 km/h en menos de 5 segundos.

¿Te gustaron? ¿Cuál es tu favorito?