Aston Martin Vulcan. Así se llama el último modelito de la marca británica, el más exclusivo de su gama, y que por estos días derrite internet. De solo mirarlo las hormonas se alteran. Es un superdeportivo excitante, de esos que siempre soñaste tener, pero que solo unos pocos pueden comprar.

De hecho, Aston Martin fabricará apenas 24 Vulcan, los cuales serán vendidos a un precio prohibitivo: 2,5 millones de euros por unidad (unos 1.900 millones de pesos chilenos).

Aston Martin Vulcan-5El Aston Martin Vulcan, por cierto, no es un auto para ir a comprar pan al supermercado, no es para el uso diario. Basta con mirar sus detalles exteriores e interiores para saber que es una especie concebida y diseñada para desatar su velocidad en una pista. Es más, la entrega de cada uno de estos modelos será precedida por un programa de instrucción de pilotos en circuito para cada uno de los 24 orgullosos propietarios, quienes podrán poner sus manos encima a partir de 2016.

Aston Martin Vulcan-4Considerando que el Aston Martin Vulcan contará con un poderoso motor V12 de 7,0 litros que eroga 800 Cv de potencia, el cursillo no es sólo un lujo para unos pocos privilegiados, sino que una verdadera necesidad. No será fácil domar un pura sangre como éste, pese a toda la tecnología de asistencia disponible actualmente en vehículos de esta raza.

Si bien, en estricto rigor, no está homologado para competencias, el Aston Martin Vulcan cumple con todas las especificaciones y estándares en seguridad que impone la Federación Internacional de Automovilismo (FIA). Sin problemas, por ejemplo, podría participar del Campeonato de Gran Turismo europeo.

Aston Martin Vulcan-2Varios detalles del Aston Martin Vulcan evidencian su vocación competitiva:

  • Chasis monocasco en fibra de carbono
  • Transmisión de magnesio y fibra de carbono
  • Gigantesco alerón trasero
  • Salidas de escape laterales
  • Portentoso difusor trasero antiturbulencia
  • Frenos Brembo con discos cerámicos de grandes dimensiones

Aston Martin Vulcan-3Mientras que en su interior, la sensación de ir al volante de un bólido de competición es innegable. Basta ver el volante al más puro estilo de la Fórmula 1, la fibra de carbono como revestimiento principal de paneles y puertas, así como la información y telemetría que se puede ver a través de la pantalla TFT en reemplazo del tablero de instrumentos.

Una de las pocas oportunidades de ver este poderoso y exclusivo modelo del fabricante británico será en la 85º versión del Salón del Automóvil de Ginebra, que abrirá sus puertas el próximo 5 de marzo.

Ahora sí, sientan el rugido del Aston Martin Vulcan: