Lujo y elegancia son atributos que el Maserati Quattroporte encarna de forma natural. Sin embargo, en su nueva versión, este italiano se vuelve aún más refinado con sutiles detalles en su diseño y la incorporación de un equipamiento tecnológico dispuesto a satisfacer a sus clientes más exigentes y con altos niveles de hedonismo.

Maserati Quattroporte GranLusso

El primer guiño a su espíritu treat yourself es su diseño exterior. En el Maserati Quattroporte resalta la nueva parilla de su máscara y las tomas de aire del parachoques, las cuales -según el fabricante- no sólo cumplen un rol estético, sino que también incluyen un obturador ajustable electrónicamente que mejora la aerodinámica, reduce en un diez por ciento la resistencia al viento y optimiza la refrigeración del motor.

Maserati Quattroporte GranLusso

Otros cambios palpables con relación a modelos anteriores se ven en el nuevo diseño de los faros delanteros y traseros, ambos con luces led y sutiles modificaciones en los faldones y espejos laterales.

Sin embargo, es en la cabina del Maserati Quattroporte donde se perciben las modificaciones más significativas.

Maserati Quattroporte GranLusso

La pantalla de 8,4 pulgadas, situada en el panel central, ahora cuenta con el nuevo sistema de info-entretenimiento con interfaz Maserati Touch Control Plus, la cual incorpora un nuevo mando de control central y conectividad a Apple Car Play y Android Auto.

Maserati Quattroporte GranLusso

Otra innovación que incluye el Quattroporte es un sistema de medición de calidad del aire al interior del vehículo. Esto lo logra con la combinación de un sensor inteligente y un sistema de análisis de la señal que calcula los niveles de contaminación externa e impide que aire contaminado y gases tóxicos entren en la cabina.

También hay un paquete opcional de asistencia a la conducción que incluye control crucero adaptativo con función Stop&Go, advertencia de cambio de carril y/o colisión frontal, además de una cámara de visión envolvente (360º).

Maserati Quattroporte GranLusso

Por si no fuera suficiente, el nuevo Maserati contará con dos nuevos niveles de equipamiento (GranLusso y GranSport), en los que destaca el acabado de su tapicería, así como el control del climatizador independiente para cada uno de los cuatro ocupantes. También posee asientos calefaccionados y parasoles eléctricos, ambos para las plazas traseras y varios detalles más que marcan la diferencia entre la versión más elegante, firmada por Ermenegildo Zegna, y la más deportiva.