¿Es posible que los autos eléctricos tengan prestaciones deportivas? Hace un tiempo la respuesta era un no rotundo. Sin embargo, esto ha comenzado a cambiar y el DS E-Tense, presentado en el Salón de Ginebra, es otra demostración del rápido avance de la industria automotriz en este esfuerzo.

ds e_tense 02

Con una apariencia a prueba de conservadores, no solo tiene una carrocería atractiva, sino que también posee números bastante convincentes, sobre todo considerando que se trata de una marca con poco recorrido como DS y que está integrada al grupo PSA. El propulsor del DS E-Tense entrega una potencia de 402 CV, con un par máximo de 516 Nm, posee una autonomía de que varía entre los 360 y los 310 kilómetros, dependiendo de si la conducción es urbana o de ciclo combinado.

El diseño transmite la sensación de poder, merced a un frontal amplio con una máscara de fuerte presencia, enmarcada por unos ópticos avellanados que incrementan la sensación de amplitud del capó. El DS E-Tense mide 4,72 metros de largo, por 2,08 de ancho y solo un metro 29 de alto. Alcanza los 100 km/h en 4,5 segundos y posee una velocidad máxima de 250 km/h, sin duda el que tenga un chasis monocasco de carbono ayuda a conseguir estos números.

ds e_tense 04

El habitáculo cuenta con el equipamiento estándar de los deportivos de gama alta, que es precisamente el segmento al cual apunta DS. No es de extrañarse que posea tapiz de cuero de alta calidad cosido a mano, equipos de sonido de fenomenal rendimiento y un completo sistema de entretenimiento y de asistencia a la conducción.

ds e_tense 03

El DS E-Tense no tiene luneta trasera y la retrovisión es proporcionada mediante cámaras. También posee un sistema de purificación del aire del interior y el volante tiene forma de tulipán.

ds e_tense 06

Dado que DS es un novel fabricante, a nadie sorprendió que el E-Tense sea un prototipo sin anuncios sobre una eventual fabricación en serie. Al menos por ahora,

Acá te presentamos el video promocional desarrollado por DS