Todos quienes van por la vida sobre una bicicleta saben lo que significa pinchar una rueda —> un maldito castigo de los dioses. Además de inutilizar la bici, el proceso de reparación es un interminable paseo por los siete círculos del infierno.

Sin embargo, aquel tormento pareciera tener los días contados gracias a las psicodélicas ruedas que puedes ver en las imágenes que acompañan este post. Se trata de una creación de Bridgestone que básicamente jubila el aire de estas.

La compañía viene trabajando en el concepto desde 2013, en pequeños citycars, pero ahora también decidió dar una prueba con las bicicletas. ¿Dónde esta la magia o hechizo? En el uso de una resina termoplástica que se utiliza tanto en las gomas como en los rayos de la bici. Dicho componente se expande y responde al peso del ciclista, sin tener que recurrir a una cámara ni sentir miedo a un pinchazo.

Bridgestone air free 01

Por ahora las ruedas sin aire de Bridgestone son apenas un concepto y no estarían en el mercado hasta 2019. Obviamente, no se conoce un precio, pero probablemente será alguno que te hará pensar: ¿valdrá la pena pagar esto para ahorrarme la tortura?