¿Les suena Segway? Sí, esa marca que creó un vehículo de dos ruedas que usan los guardias de aeropuerto gringo, personas de tercera edad, Gob de “Arrested Development” y nadie más porque realmente lucen ridículos y te dan una gran “L” en la frente. Bueno, aparentemente, ahora Segway quiere reparar todo el daño hecho a la humanidad introduciendo en el mercado dos bicicletas eléctricas, completamente normales e incluso de lindo diseño.

Ambas bicicletas se diferencian, básicamente, por el uso al cual están dirigidas. Una es la Segway M5.0 Mountain E-Bike y la otra es la Segway UM5.0 Male Roadster E-Bike.

Segway_eBike_Mountain

Segway M5.0 Mountain E-Bike

En esta oportunidad, la marca dejó los experimentos en el cajón y se valió de la mejor tecnología existente. De hecho, empleó el sistema de asistencia al pedaleo con motor central, desarrollado por Bosch.

Dicho sistema está conformado por un motor de 250 wats, una batería de 400 Wh, un cargador y un computador abordo (Intuvia). Todo integrado en el marco de aluminio de las bicicletas y que funciona como una sola unidad.

Bosch_PerformanceLine

Bosch Performance Line Intuvia para la Segway Mountainbike

El motor, que va inserto en el eje del sistema de pedales, además brinda al ciclista un centro de gravedad que favorece el equilibrio y garantiza máximo control en pendientes pronunciadas, así como una gran maniobrabilidad en el recorrido de largas distancias.

La mountainbike usa un sistema Performance Line Intuvia, mientras que la bicicleta urbana dispone del Active Line Intuvia, ambos reconocidos por su eficiencia, durabilidad, rendimiento y silencioso funcionamiento.

Segway_eBike_Urban

Segway UM5.0 Male Roadster E-Bike

Para los sistemas de transmisión, cambios (10 velocidades) y frenos hidráulicos, Segway optó por los componentes que son parte del catálogo del afamado fabricante japonés, Shimano. Mientras que para rodar se seleccionaron neumáticos de la alemana Schwalbe.

Las bicicletas son muy similares, salvo por el equipamiento y uno que otro detalle en la línea de componentes utilizados y que están pensados en el uso que se les dará. Es por esta razón, por ejemplo, que la bici urbana pesa 22, 5 kg versus los 20,4 kg de la montañesa.

Bosch_ActiveLine

Bosch Active Line Intuvia para la Segway Urban Bike.

Un asunto importante a la hora de elegir una bicicleta eléctrica es la autonomía y en el caso de ambos modelos Segway, el fabricante asegura un recorrido de 110 kilómetros promedio y cuyo rendimiento está sujeto a la forma de uso.

Si era una disculpa por los Segways, estás son aceptadas.

Por ahora la marca solo considera ingresar al mercado europeo, pero no se descartan futuras expansiones. Para quienes quieran conocer más detalles de estas dos bicicletas pueden ver el siguiente link.

Vean la tecnología Bosch seleccionada por Segway: