Muchos han de pensar que Harley-Davidson Motor Companyfundada en 1903 por William S. Harley y Arthur Davidson, fue pionera en el mercado norteamericano. Comprensible,  por el éxito que ha cosechado la marca en toda su existencia. Pero la verdad sea dicha: Indian ya existía desde 1901. La compañía se había fundado bajo el nombre de Hendee Manufacturing Company, por George M. Hendee y C. Oscar Hedstrom, de ahí el nombre, pero con el tiempo pasaría a llamarse Indian Motorcycle Company, como se le conoce mundialmente.

IndianChief2014

Vista de lado, la Chief Classic 2014 deja ver todos sus detalles más distintivos.

Con lo anterior queda de manifiesto que Indian fue el primer fabricante de motos en Estados Unidos y todos los beneficios que eso conlleva en cuanto a imagen, pero el éxito no se logra sólo con eso sino que con productos de calidad y continuidad en el mercado. Si bien Indian siempre ha tenido buenas motos, la batalla con su eterno rival la perdió por hitos bien claros y relevantes, pero uno en particular fue el decisivo.

A raíz de la Primera Guerra Mundial, Indian se vio obligada a vender toda su producción al ejército de Estados Unidos por todos los años que duró el conflicto. Sin embargo, Harley Davidson pudo seguir comercializando un mínimo porcentaje de su producción, el resto también se vendía al ejercito. Pero bastó esta pequeña cuota del mercado para consolidar la marca y ser lo que es hasta nuestros días.

Aunque esto significó un duro golpe para la firma originaria de Springfield, cuando retornó al mercado los esfuerzos por competir dieron buenos resultados. En la década del 40 Indian prácticamente igualó las ventas de sus competidores de Milwaukee, base de operaciones de Harley-Davidson. En este glorioso momento la empresa era propiedad de E. Paul du Pont, quien la compró en 1930. Pero como suelen ser los buenos momentos, fue efímero ya que en 1953 saldría la última Indian, precisamente una Chief, fabricadas desde 1946.

IndianChief_Rear

Desde el ángulo que se les miré, las Indian no pasan inadvertidas. Sus envolventes tapabarros y profusos cromados las delatan.

Desde la fecha de cierre en 1953 vendrían varios episodios en que la firma estuvo, de manera intermitente, proveyendo de sus legendarias motocicletas. Resumidamente les entregamos los hitos más relevantes, pero siempre es mejor conocer la cronología de la marca de primera fuente.

  • En 1999 Indian vuelve a producir la Scout y la Chief, todas con motores de mercado.
  • En 2003 cuando se está a punto de obtener un nuevo motor, la empresa cae en bancarrota.
  • En 2006 se relanza la compañía, con nuevas instalaciones en Kings Mountain, Carolina del Norte.
  • En 2011 Indian es adquirida por la marca de motocicletas Polaris Industries

Con la historia clara, veamos el presente de Indian mediante su más reciente lanzamiento, la Chief Classic que como ya mencionara, rinde culto a los modelos ícono de fines de los 40, tal vez por ser la época de mayor esplendor de la firma en su accidentada existencia.

Esta Indian Chief Classic (versión 2014) es una motocicleta absolutamente renovada en lo tecnológico aprovechando los avances del siglo XXI, pero sin abandonar los elementos de diseño que caracterizan el singular estilo Indian: los anchos y abultados tapabarros, profusos cromados, sillín con remaches y el inconfundible símbolo del indio con su penacho a modo de mascarón de proa.

Motor IndianChief

Nuevo motor Thunder Storm 111 V-Twin, una exquisita pieza de ingeniería.

Queda claro que la moto, en apariencia, es una versión mejorada de la original, pero que se ajusta mucho al estilo que caracterizó a la Indian Chief desde su primer modelo (1946). Entonces lo que hay que revisar es su corazón y como trabaja para irrigar la potencia necesaria para mover la motocicleta. Lo más práctico es entregar los datos más relevantes, a modo de ficha técnica, del  Thunder Stroke 111su nuevo motor.

  • Motor V-Twin Thunder Storm 111.
  • Caja de cambios de 6 velocidades.
  • Inyección electrónica.
  • Par máximo de 162 Nm a 3.000 rpm.
  • Potencia no determinada por la marca.
  • Peso en orden de marcha 368 kg.

Respecto de otros adelantos incorporados a la motocicleta, posibles gracias a los avances de la tecnología e ingeniería, que conforman el nivel de equipamiento se pueden mencionar algunos que son innovadores para los modelos de la marca.

  • Computador a bordo multifunción.
  • Arranque sin llave (Sistema Keyless).
  • Luces LED.
  • Control crucero.
  • Frenos ABS.

También, y como es habitual en Indian y Harley-Davidson, existe una completa gama de accesorios para customizar la moto, pero eso encarecerá el precio base que parte en US$ 18.999. De seguro se cae en la tentación con uno que otro adminículo.

Hay que señalar que La Indian Chief está disponible en tres versiones:

Marcador IndianChief

Un clásico, el marcador cromado sobre el estanque. Ahora con pantalla digital y computador incorporado.

Mención aparte merece la renovada versión de la Indian Spirit of Munro, lógicamente con el nuevo motor Thunder Storm 111.  Basada en la mítica Scout de 1920 modificada por Herbert “Burt” Munro y pilotada por el mismo con la cual batiera el récord de velocidad terrestre con una moto de no más de 1.000 cm³.

Para mi la Indian seguirá siendo el American Dream puesto que no se comercializa en mi país, pero no por eso puedo omitir el dárselas a conocer. Una marca con tal tradición y prestigio no permite omisiones, hacerlo sería un egoísmo y un agravio para los lectores.

 

Un vídeo es una buena forma de alcanzar ese sueño americano aunque sea virtualmente:

 

Sobre El Autor

Fanático de las motocicletas, ha tenido gran parte de las tipologías existentes. Se hizo un pequeño garage para guardarlas y esperando por más. Pero no sólo de motos vive el hombre, los autos son su otra pasión. Las camionetas sus preferidas, le permiten trasladar sus motocicletas a las que dedica gran parte de sus horas de ocio y algunas otras ni tan de ocio. El trabajo, que no le fanatiza, es el medio para obtener lo que quiere…más motos, más autos, uno que otro Gadget, etc. Su lema es que hay que trabajar para vivir, pero no vivir para trabajar: la vida es muy corta.