Una de las culpas que persigue a los motociclistas que sueñan con una superbike es que estos monstruos de dos ruedas no son muy amistosos con el medioambiente. La emisión de CO2 que registran no es como para inflar el pecho. Sin embargo, hay gente que trabaja en corregir este ítem, personas que pronto pretenden llevarte motos eléctricas de alto poder sin tener que vivir con remordimientos.

Un ejemplar de esta cruzada es la moto belga Saroléa Manx 7, una superbike no contaminante que acaba de ser homologada para circular como vehículo de calle en la Isla de Man (la ley entra en vigencia en junio de 2016).

manx 7 interior

La moto está fabricada con fibra de carbono y es la versión domesticada para uso en la vía pública de la Saroléa SP7, modelo que compitió con muy buenos resultados en las últimas versiones de las carreras TT Zero realizadas en la Isla de Man, donde alcanzó una velocidad promedio de 170 km/h durante las competencias.

La marcadísima estética retro de la moto parece rendir homenaje a la larga tradición que arrastra la fábrica belga, que se remonta a 1850, y que en la actualidad pugna por conciliar los combustibles del futuro con la imagen evocadora de una cafe racer.

La Manx 7 tiene un motor de 150 cv de potencia que entrega un par de 900 Nm y que alcanza una velocidad máxima de 270 km/h. Puede escalar a los 100 km/h en solo 2,8 segundos. El modelo en seco pesa del orden de los 190 kilos y equipa neumáticos Bridgestone, marca que está asociada al proyecto, en medidas de 120/60 y 200/65.

En el siguiente video podrás ver en acción a la Manx 7

Sobre El Autor

Periodista y gran lector. Procrastinador converso... pero con recaídas esporádicas. También oficia como criador doméstico de perros Fila, a los que considera como "regalones encantadores". Como muchos "multideportistas" de fin de semana se encuentra, una vez más, lesionado. Por fuerza mayor, no por opción, está alejado de las motos, una de sus grandes pasiones, las que disfrutó por años. Aquí si será un reincidente, es sólo cuestión de tiempo.