A la hora de tomarse fotos o grabarse en video desde una perspectiva diferente, encontramos al menos dos alternativas: los odiados selfie sticks y los cuatricóptetos popularmente conocidos como drones.

El primero ya está prohibido incluso en Disney o el Louvre debido a lo molestos que son para quienes prefieren mirar que andarse tomando fotos estúpidas. Los segundos están ganando mala reputación debido a usuarios inescrupulosos que los vuelan sin cuidados mínimos, son más complicados de manejar y en algunos países están muy regulados o directamente prohibidos.

En ese contexto de molestias y prohibiciones surge una alternativa para tener esas bellas fotos y videos con un dispositivo fácil de volar y fácil de transportar. El nombre de esta alternativa es Hover Camera, un cuatricóptero desarrollado por Zero Zero Robotics que pretende zamarrear el árbol de las cámaras voladoras con un diseño innovador.

Hover Camera on White

Lo primero que impacta al verlo es que fue pensado para otorgar seguridad y fácil portabilidad. Las cuatro hélices están dentro de un armazón de fibra de carbono ultra resistente y liviana, por lo que una caída sobre tu cabeza difícilmente podría provocar un accidente de proporciones importantes. Pesa solo 250 gramos, por lo que es muy probable que ni siquiera debas solicitar un permiso para volarlo (de hecho, no se requiere registro en la FAA de Estados Unidos). Además, el dispositivo se puede doblar como una carpeta y quedará del mismo tamaño de un libro o un cassette de VHS, por lo que puedes meterlo fácilmente en tu bolso.

Pero vamos a lo que realmente importa: Hover Camera viene provisto con una cámara de 13 MP que te permite tomar fotografías y grabar en 4K. No es todo: puedes controlar sus configuraciones a través de una aplicación nativa para smartphones y así seleccionar el modo de vuelo y modo de captura de imágenes.

Hover Camera Lead Photo

Por ejemplo, puedes hacer que el aparato se encargue de mantener siempre a foco tu rostro, que te siga mientras caminas, que vuele en círculos usándote como centro de la acción. Lo mejor es que basta con que prendas el aparato y lo sueltes en el aire. Hover Camera se encargará de mantenerse flotando y de realizar capturas con gran calidad gracias a un sistema de estabilización de imágenes.

De acuerdo a Zero Zero Robotics, están intentando que el aparato aparezca en el mercado en torno a los US$ 600 durante el verano boreal. Sin embargo, tienen abierto un período de beta testing para el cual te puedes inscribir en el sitio oficial del drone.

En este video puedes ver el aparato en acción.