Desde que la televisión es televisión su vínculo con el Campeonato Mundial de Fútbol es casi indisoluble. Cada nuevo avance en la industria se pone a prueba cada cuatro años. Donde sea que esta se realice – incluso cuando toca ser local- el televisor acapara todas las miradas y es el vehículo que trae la alegría más inmensa o la decepción más horrorosa, en vivo, en directo y en colores.

Ahora que se acerca el Mundial de Brasil 2014, entonces, tienes la excusa perfecta para comprar ese hermoso televisor LED, último modelo, que te hizo ojitos el otro día en la tienda. Para no caer en la tentación y cometer un error en la compra, eso sí, acá te presentamos una guía de los aspectos que debes considerar antes de decir “me lo llevo” y pasar por caja. Por supuesto, no hay verdades absolutas, solo elementos de juicio para que tomes la mejor decisión.

¿Qué debo saber antes de comprar un televisor?

La norma

Sello_TVD

Busca este sello para estar seguro de que el TV digital servirá en Chile

De un tiempo a esta parte, la gran mayoría de los televisores que llegan a Chile está preparado para aceptar la norma de televisión digital adoptada hace unos meses: la ISDB-T. Sin embargo, en algunos lugares pueden quedar aún algunos aparatos que no vengan con la tecnología incorporada y detrás de un atractivo precio puedes encontrarte con que verás los partidos en resolución estándar, a la vieja usanza.

Si lo tuyo no es la vieja escuela, pon atención a que el televisor venga con el logotipo (foto) que indica que está preparado para la señal digital de los canales de televisión. Además, te recomendamos tatuarte la norma ISDB-T por si vas fuera del país y ves un ofertón en el duty free de algún aeropuerto. Para tu tranquilidad, la mayor parte de los países de Latinoamérica acogieron la norma japonesa adaptada por los brasileños.

Normal o 3D

El Mundial no se transmitirá en 3D, así que olvídate de sentirte dentro de la cancha cuando Alexis marque un gol o darle un manotazo a la pelota si se acerca al arco de Claudio Bravo.

¿Malas noticias? No necesariamente. Si lo piensas como un aparato principalmente destinado a ver el Mundial, puedes sacar de la ecuación la característica 3D del televisor. Si insistes en que tu TV debe ser de última generación, lo más potente posible para ser la envidia del pasaje, puede ser una alternativa el elegir un aparato con estas características.

De todas maneras, aunque pienses en este aparato como una inversión en entretenimiento más allá de Brasil 2014, date una vuelta por las tiendas, experimenta con los sistemas que tengan la característica y fíjate si es algo que te acomoda o una característica más que no usarás. Puede haber un buen gasto/ahorro de dinero asociado a esta decisión.

Plano o Curvo

Depende. ¿Estás pensando en estar más inmerso en la acción? Quizás la opción entonces sea un hermoso televisor con pantalla curva, último modelo, que de seguro traerá muchas de las características que revisaremos acá. Además de que puede ayudar a evitar los molestos reflejos de la luz.

Como en todo, estar en la cresta de la ola tecnológica tiene su precio y, a menos que te quieras ahogar con las cuotas, asegúrate de considerar el costo del televisor como un factor: las pantallas curvas son más caras.

De otra manera, si prefieres ahorrar y tener un televisor más que digno sin estar en la cúspide tecnológica, lo tuyo puede ser un aparato de pantalla plana.

Tonto o Smart

Entendiendo que la compra del TV puede ser una inversión a futuro, el que un televisor sea inteligente puede ser de bastante utilidad si pretendes usarlo para algo más que ver películas o las noticias.

Sin embargo, conviene que consideres los siguientes aspectos antes de preferirlos inteligentes:

  • ¿Se conecta a Internet por WiFi o Cable?. No es un detalle. Si tu fuente de Internet está cerca del televisor, un discreto y sencillo cable de red puede hacer la magia. Si no, debe tener WiFi incorporado.
  • ¿Qué aplicaciones tiene? Un televisor inteligente, además de conectarse a una fuente de datos, debe tener aplicaciones que permitan utilizarlo para algo más de ver el resumen de goles. Pregunta qué aplicaciones trae y si estas son interesantes o suficientes para lo que necesitas.
  • ¿Voy a usarlo en modo Smart?: Si prefieres el televisor para ver la tele y el computador para navegar, quizás considerar un televisor inteligente puede ser una mala decisión. Ahora, si estás dispuesto a utilizar los canales de información que el aparato provee, no lo pienses más.

Full HD o 4K

Gracias a un acuerdo entre Sony y la FIFA, el Mundial será transmitido en 4K. Eso decía el titular, engañoso por cierto, que nos daba la esperanza de usarlo como argumento para gastarnos unas lucas más en la compra del televisor. Sin embargo, malas noticias para los early adopters: serán solo 3 partidos. Uno de los encuentros de la primera ronda, otro de los cuartos de final y la final del 13 de julio.

Por ende, si quieres prepararte para la Ultra Alta Resolución que vendrá en un tiempo más, perfecto, cómpralo con soporte 4K. Considera que, en lo inmediato, no encontrarás ningún contenido en esta resolución.

Si lo quieres para ver el Mundial,un Full HD es más que suficiente.

El tamaño

Acá, el tema es el gusto. Por cierto, también el lugar de la casa donde vas a poner el aparato.

Si el familión que se va a juntar a ver el partido de Chile con Australia (18:00 horas) es amplio, va a haber personas cerca de la parrilla, entonces es una buena idea un televisor de unas 50 pulgadas hacia arriba. Esto aplica si quieres hacer que los colaboradores de tu microempresa vean el partido todos juntos, por ejemplo.

Si el único fanático del fútbol en el departamento eres tu, quizás baste con uno de 32 o 40 pulgadas. Recuerda que la visión es finita y debes considerar la distancia entre el sofá y el televisor.

En materia de tamaño, además del gusto está el presupuesto y aquí, creemos, el que tiene la pelota eres tú.

Conectores

Aunque no es necesariamente un impedimento para ver el Mundial, sabemos que el campeonato va a servir solo como excusa para adquirir la TV. Por eso, considera que un televisor que se precie de tal debe tener un mínimo aceptable de conectores más allá del clásico coaxial para la antena. Por ende, no lo compres si no trae al menos:

  • Conectores RCA: te permitirán conectar tus antiguos aparatos de VHS y DVD. Eventualmente, alguna antigua consola.
  • HDMI: mínimo dos.

Otros conectores opcionales:

  • Audio digital.
  • VGA, para conectar el computador.
  • USB, ya sea para leer discos o para alimentar un dongle como el Chromecast.
  • Lector de tarjetas, para leer memorias flash.

Eso es todo. Esperamos haberte ayudado.