Asar carne a la parrilla es un arte que está lleno de expertos. Y también lleno de excusas cuando un hermoso y tierno pedazo de carne queda convertido en una suela de zapato, dura y seca, o en algo que más parece un carbón.

Para evitar pasar rabias y vergüenzas en la parrilla, la empresa Lynx Grills está trabajando en lo que será una nueva generación de asadores: los Smart Grills.

Consisten en parrillas a gas que serán activadas por comandos de voz y que te permitirán preparar de forma automática tu comida con recetas pre-programadas.

El proceso para asar ese trozo de asado, un corte de vacuno o un pescado comienza con un par de preguntas para identificar qué es lo que vas a cocinar. La parrilla se conecta a través del WiFi de tu casa a una base de datos para determinar la técnica y el tiempo adecuado de cocción. Incluso, es capaz de decir en qué lugar de la parrilla debe ser colocada la comida.

Lynx Smart Grill puede enviar notificaciones de audio, alertas visuales o avisos SMS a teléfonos móviles indicar cuando está lista la comida, con lo que te ahorrarás los siempre aburridos consejos del experto de turno. Y cuando la parrilla no ha escuchado instrucciones durante 30 minutos, se apaga por razones de seguridad.

Si eres de los maniáticos del control, te encantará saber que esta parrilla tiene además una aplicación nativa para smartphones que te permitirá controlar el tiempo de cocción y la temperatura.

La empresa afirma que esta parrilla, desarrollada como un concepto, se lanzará el próximo año.

¿Te gusta o prefieres el rito del asado tradicional?