Qué difícil decirle que no a la música. Bastan un par de acordes para quedar embrujados por el canto de la sirena, ponerle play a tus canciones favoritas y disfrutarlas. Mejor aún si el goce es de bajo costo o definitivamente gratuito, aunque eso implique que a veces seamos cómplices de actividades más cercanas a la ilegalidad que a otra cosa.

Si se trata de escuchar música gratis, sin necesidad de tener tu propia bliblioteca en el computador, hay un nuevo chico en el barrio. Uno que ha sido denominado como el Popcorn Time de la música, el Spotify Pirata. Su nombre es Aurous y es ni más ni menos que un servicio de streaming gratuito de canciones que se basa en bibliotecas de los sitios Pleer, VK y MP3Skull. Música en su mayor parte licenciada, la misma que puedes escuchar en los catálogos de Apple Music y Spotify, pero sin necesidad de pagar un servicio de suscripción. Con todo lo que eso implica…

aurous-alpha-screenshot

El programa está disponible para Windows, MacOS (debes descargar la Java Virtual Machine en este caso) y Linux. Presenta una interfaz muy amigable que te permite agregar tus datos personales, cambiar tu avatar y, especialmente, seleccionar el motor de búsqueda que usarás para encontrar tus canciones favoritas.

Captura de pantalla 2015-10-15 a la(s) 0.08.42

 

El reproductor te permite además generar listas personalizadas de canciones. Solo deberás crear una con el nombre que desees, buscar las canciones y agregarlas a tu lista, tal como muestra la imagen de más abajo. También puedes utilizar tu propia colección de temas en formatos MP3, Flac, OGG, WAV, entre otras.

nirvana_aurous

 

Además de esto, Aurous cuenta con una API que permite a desarrolladores poder modificar el software por completo y agregarle nuevas funcionalidades. Es prácticamente una aplicación web de escritorio, por lo que los adelantados en HTML5, CSS y Javascript podrían cambiar por completo la interfaz del reproductor.

Por supuesto, todo esto cayó como patada en el estómago para las grandes compañías musicales. A través de The Recording Industry Association of America (más conocida como RIAA), demandaron al servicio por “deliberada y flagrante infracción de copyright”. Un representante del organismo indicó a The Guardian que “al igual que Grokster, Limewire o Grooveshark, no es ni licenciada ni legal. No vamos a permitir este tipo de servicio para pisotear intencionalmente los derechos de los creadores de la música”.

Esta demanda tuvo una respuesta inmediata de Aurous, quienes a través de su cuenta en Twitter indicaron que no serían amedrentados por esta demanda y seguirían adelante. Acá, dos joyas que ejemplifican la disposición del servicio a luchar por permanecer en línea.